Utilice su Wi-Fi para apoyar el regreso a la oficina

En algunos lugares del mundo, los edificios que se cerraron para frenar la propagación del coronavirus están comenzando a abrirse nuevamente, de manera paulatina. La apertura total de oficinas llevará meses. Durante este proceso, los empleadores deberán monitorear de cerca sus espacios de trabajo para reforzar medidas de distanciamiento social y físico.

Lo que quiza no muchos conocen es la tecnología que ya tenemos y que puede ayudarlos: una red Wi-Fi. Es omnipresente en nuestros lugares de trabajo y los puntos de acceso Wi-Fi pueden actuar como sensores potentes. En particular, podemos utilizar los datos de ubicación recopilados del Wi-Fi para ayudar a gestionar la reintroducción de trabajadores, clientes y visitantes en nuestras instalaciones.

Nuestra herramienta para esto es Cisco DNA Spaces, un sistema basado en la nube que ofrece analítica basada ​​en la ubicación y en espacios específicos para cualquier red que utilice nuestros puntos de acceso inalámbricos Catalyst, Aironet o Meraki.

Muchos de nuestros clientes ya tienen una licencia para este producto y simplemente necesitan activarlo. Para otros, ofrecemos un período de prueba gratuito de 90 días para usar la herramienta. Para ambos casos, debería llevar menos de media hora activarla y configurarla.

Hemos agregado aplicaciones a nuestra plataforma DNA Spaces para proporcionar herramientas de análisis histórico y en tiempo real para las empresas que están reabriendo sus oficinas. La tecnología es flexible y cada cliente puede configurar la cantidad de detalles recopilados, desde la recopilación de recuentos estadísticos anónimos, hasta la identificación individual de personas en un sitio.

Monitoree sus espacios de trabajo

Veamos un ejemplo de cómo las nuevas aplicaciones de DNA Spaces podrían ayudar a una empresa a reabrir sus oficinas para llevar a las personas su lugar de trabajo de manera más segura, comunicarse opcionalmente con personas específicas según sea necesario y mejorar el nuevo lugar de trabajo con el tiempo.

En la primera fase de reapertura de una oficina, vamos a querer traer de vuelta una pequeña proporción de empleados y hacer un seguimiento de cómo utilizan el espacio. La preocupación es que incluso con una baja densidad de población en un edificio, la gente todavía puede estar congregándose en puntos críticos y no siguiendo las pautas de distanciamiento social. Podemos usar la aplicación Right Now de Cisco DNA Spaces para ver si esto está sucediendo en su sitio.

DNA Spaces Right Now muestra cuántas personas están utilizando sus instalaciones en este momento.

Los datos tradicionales para la ocupación de edificios, extraídos de los registros de credenciales de tarjetas de acceso, pueden decirnos cuántas personas ingresan a un edificio y cuándo, pero este flujo de datos no suele monitorear qué partes de un edificio usan las personas ni cuándo se van.

Con Wi-Fi, podemos recopilar datos mucho más sólidos que rastrean cómo las personas usan, se mueven y ocupan los espacios a lo largo del día.

El servicio Right Now rastrea los nuevos dispositivos que ingresan a un espacio cuando se conectan a Wi-Fi y, al registrar qué puntos de acceso pueden “verlos” electrónicamente, puede indicar en qué parte del edificio se encuentran.

Las empresas pueden utilizar DNA Spaces en un modo totalmente anónimo y de protección de la privacidad (con direcciones MAC hash); en este modo, no registra ninguna información que pueda correlacionar la ubicación del dispositivo con personas específicas. Puede decirle al gerente de instalaciones cómo se comporta la fuerza laboral en un edificio en general, pero no la identidad de las personas en el sitio.

Puede configurar alertas de densidad desde el servicio basado en web.

Con este flujo de datos, podemos observar cómo cambia el comportamiento a medida que permitimos que más personas regresen a la oficina durante las semanas y los meses de un programa de regreso a la oficina. En particular, podemos determinar si hay una carga de ocupación en la que las personas comienzan a agruparse, no siguiendo las pautas generales de distanciamiento. Si esto sucede, una empresa puede trabajar en la reconfiguración de las ubicaciones críticas identificadas, la educación de los empleados, la reducción del número de personas permitidas en la oficina o una combinación de mitigaciones.

Habilitar esta función en una red, si aún no está encendida, lleva unos 30 minutos. No requiere la instalación de software en los dispositivos del usuario final.

En Cisco, hemos estado usando DNA Spaces en modo totalmente anónimo en algunas de nuestras oficinas en Corea del Sur y China, después de realizar pruebas en nuestros edificios de San José.

Inteligencia para una oficina cambiante

Con el tiempo, a medida que se establezca el programa de regreso a la oficina, las empresas deberán evaluar los nuevos patrones de uso y la dinámica de los lugares de trabajo. Con nuestra aplicación de análisis de impacto en DNA Spaces, los administradores de instalaciones de una empresa podrán ver cómo se utilizan los edificios y campus, no solo cuánto se utilizan. Podremos proporcionar informes sobre el tiempo pasado en la oficina, la utilización del edificio y otras métricas que podrían informar cómo se podrían reconfigurar los lugares de trabajo. Creemos que estas herramientas serán especialmente importantes para los edificios que utilizan visitantes e invitados, como tiendas y escuelas.

El análisis de impacto de Cisco DNA Spaces muestra cómo el uso de los edificios cambia con el tiempo.

Las aplicaciones para monitorear el uso de edificios ya están disponibles.

Mientras tanto, estamos investigando capacidades adicionales que los clientes Cisco podrían habilitar si ofreciéramos una vista agregada no solo de cómo se mueven los dispositivos en un espacio en conjunto, sino de quiénes son. Estos datos más granulares permitirían a los empleadores contactar a empleados específicos e informarles sobre una posible exposición al Covid-19, si fuera necesario.

Fundamentalmente, estas características siempre serán opcionales y los datos recopilados en la red privada de una empresa siempre pertenecerán únicamente a la empresa propietaria de la red. DNA Spaces actualmente no ofrece rastreo de contactos para saber con precisión quién está cerca de quién.

Activación de sus sensores de Wi-Fi

Creemos que el uso de puntos de acceso Wi-Fi como sensores puede proporcionar información crítica  a los gerentes de instalaciones y líderes de negocio que puede ayudar a mantener a las personas más seguras y hacer que los espacios sean más efectivos y eficientes. Todas nuestras herramientas se configuran rápidamente y las ponemos a disposición sin cargo para cualquier organización que utilice puntos de acceso inalámbricos Cisco o Meraki.

Le invito a conocer más sobre las capacidades de Cisco DNA Spaces y de todas las tecnologías que tenemos disponibles para ayudar a construir un lugar de trabajo confiable para esta nueva normalidad.


Aproveche la prueba gratuita de Cisco DNA Spaces aquí.


Adaptación del blog original de Scott Harrell.

Share
Juan Pablo Mongini

Como líder de ventas para el área de Enterprise Networks, Juan Pablo encabeza el equipo a cargo de la estrategia de comercialización de soluciones y arquitectura de redes empresariales en América Latina. Este portafolio incluye Switching, Enterprise Routing, Redes Inalámbricas, SD-WAN y SD-Access.

Juan tiene más de 15 años de experiencia desarrollando el mercado de tecnologías de la información y comunicaciones (TICs) en países de Latinoamérica, y en diversas áreas tales como gobierno y sector público, servicios financieros, empresas de energía, y proveedores de servicios de telecomunicaciones.

Se incorporó a Cisco en el año 2008 en donde ha tomado diversas posiciones basadas en Estados Unidos, Europa y Latinoamérica. Anteriormente, se desempeñó en Nortel Networks y en el Grupo Techint. Juan es Ingeniero Electrónico graduado del Instituto Tecnológico de Buenos Aires.

Chefe de Vendas de Enterprise Networks

Cisco América Latina

Como líder de vendas de Enterprise Networks, Juan Pablo lidera a equipe responsável pela estratégia de mercado de arquitetura e soluções de rede na América Latina. Esse portfólio inclui Switching, Enterprise Routing, Redes Sem Fio, SD-WAN e SD-Access.

Juan tem mais de 15 anos de experiência em desenvolvimento de mercado para a indústria de TIC em países latino-americanos, e em vários segmentos como Governo e Setor Público, Serviços Financeiros, Empresas de Utilitários e Provedores de Serviços de Telecomunicações.

Juan ingressou na Cisco em 2008, onde assumiu vários cargos com base nos Estados Unidos, Europa e América Latina. Anteriormente, trabalhou na Nortel Networks e no Techint Group. Juan é Engenheiro Eletrônico formado pelo Instituto Tecnológico de Buenos Aires.