Categories: Colaboración

Colaboración: significativo aumento de la productividad y excelente retorno de la inversión

Corren tiempos de cambio, las organizaciones se redefinen para ganar agilidad y ventajas competitivas.  La red de información corporativa es el punto clave, donde nuevas posibilidades de trabajo se hacen realidad, habilitando la colaboración dentro de la organización y generando tangibles beneficios productivos.

¿Y qué es la “Colaboración”? Es la reunión de personas e información en busca de un fin en común. Todo aquel proceso no repetitivo en el que se desarrolle una interacción entre personas e información, es susceptible de ser optimizado con técnicas colaborativas. Los beneficios obtenidos son directamente proporcionales con el número de personas involucradas, su dispersión, y el volumen de información que se intercambia. La Colaboración habilita, en este siglo XXI, una revolución productiva que nos hace recordar el impacto de la máquina a vapor en las organizaciones productivas del siglo XIX.

La lista de herramientas colaborativas comienza con aquellas más tradicionales como el teléfono y el correo de voz, hasta las que se basan en Web 2.0 (wikis, blogs, redes sociales, foros online, entre otras). Se suman la mensajería instantánea, los sistemas de coordinación de documentos, los calendarios electrónicos, los sistemas de video tradicional (de sala y de telepresencia), los espacios de trabajos compartidos, y otros. Todos ellos son posibles gracias a que una misma red de información corporativa vincula a los usuarios en oficinas,  sucursales, lugares públicos o desde sus hogares.

Los beneficios se manifiestan en la forma de reducción de los costos operativos y de capital (CAPEX y OPEX) y aumento de la productividad, con una particularidad: lo segundo puede llegar a duplicar  lo primero. Por ello, el retorno de inversión es excelente, en plazos menores a los 3 (tres) años.

Los casos de uso cruzan horizontalmente las organizaciones, y no son privativos de un sector. Las empresas más avanzadas son aquellas que logran integrar profundamente las herramientas colaborativas en sus procesos y cultura, ya que aceleran la obtención de los beneficios.

En este contexto, Cisco se encuentra en una posición única para ofrecer la arquitectura tecnológica basada en una red inteligente que permite que la información y las personas se reúnan y colaboren del mejor modo posible, sin importar con qué tipo de dispositivo lo hagan  (Notebooks, PCs de escritorio, Smartphones y Tabletas), o el sistema operativo que utilicen.

La agilidad operativa se combina además con la seguridad garantizada de la información, y la autenticación de los usuarios, permitiendo mejorar la competitividad sin comprometer los datos.

Habiendo desplegado más de 30 millones de puestos de Comunicaciones Unificadas y siendo usuarios avanzados de todas las herramientas de colaboración, en Cisco existe el conocimiento para proveer soluciones que sigan el flujo de las operaciones de las empresas y las ayuden a nutrirse de los beneficios de la colaboración.

Aún hoy es válida la afirmación de Charles Darwin sobre la subsistencia de las especies que aprenden a colaborar y evolucionan, pero aplicada a las corporaciones.

Hoy, las soluciones de colaboración están al alcance de corporaciones de todos los tamaños. Cisco está en condiciones para transformar su negocio analizando caso a caso el mejor conjunto de herramientas necesarias y ayudándolo cuando elija el camino de la adopción y la migración tecnológica.

Share

View Comments