Categories: Service Providers

Cisco Network Convergence System: la base para la nueva Internet

Las innovaciones de Cisco han llevado a Internet mucho más allá de su propósito original, a una red capaz de manejar voz, video, la nube y servicios móviles. Ahora aparece una nueva Internet en el horizonte: la Internet de Todo. De hecho, se prevé que para 2017 el tráfico IP aumentará a 1.4 zettabytes a medida que se conecten más dispositivos programables como smartphones, tablets y tráfico generado por máquinas o sensores. Piense en esto: sólo esta semana se añadirán a Internet más de 26 millones de dispositivos programables nuevos, lo que equivale al doble de toda la población de Mumbai.

Esto significa que administrar el aumento del ancho de banda ya no es suficiente. La red debe evolucionar hacia una red multidimensional, con la capacidad de escala para administrar de manera eficaz eventos automatizados, admitir aplicaciones de video de ultra alta definición y permitir nuevos servicios personalizados. Debe poder ser flexible para ampliarse y reducirse; y ser sumamente programable, además de integrarse de manera transparente con las redes, los centros de datos y las aplicaciones de hoy.

Es un plan ambicioso, pero ya estamos listos para anunciar el único sistema con estas características del planeta. Lo denominamos Network Convergence System, o Cisco NCS. Este sistema se convertirá en el sistema nervioso central de IdT y trabajará en conjunto con productos existentes como el router de servicios de agregación (ASR) de la serie 9000 y Cisco Carrier Routing System (CRS) para formar la estructura de la red.

¿El resultado? Nuevas posibilidades para que los proveedores de servicios creen nuevos modelos de ingresos, simplifiquen las operaciones y proporcionen nuevas experiencias.

El NCS incluye NCS 6000, NCS 4000 y NCS 2000, que ahora forman parte de nuestra cartera Evolved Programmable Network (EPN). Lo hemos acoplado con nuestro Cisco Open Network Environment (ONE), una solución que ayuda a las redes a ser más abiertas, programables y sensibles a las aplicaciones. También utiliza el recientemente anunciado Cisco nPower X1, el primer chip fabricado con arquitectura de chipset multiterabit, que también se incluye en el NCS 6000 y el CRS-X.

Ahora los proveedores de servicios tienen la oportunidad de jugar un papel central en la habilitación de experiencias nuevas y singulares al potenciar su infraestructura existente con NCS. Además, NCS abre una nueva dimensión de red que permite a los operadores aprovechar la inteligencia de red para generar mayores flujos de ingresos.

Share